Cuarentena con pacientes de salud mental

Por: Jesús Rodríguez Estudiante de Psicología

Bueno, es hora de reconocer que muchas personas viven en sus hogares con pacientes de salud mental. Convivir con un paciente de salud mental, encerrados en nuestro hogar puede llegar a ser una experiencia tóxica e inestable, variante y asfixiante. Donde todo gira alrededor de aquel que padece de la condición mental. Donde los días se vuelven eternos y sientes perder la cabeza. Las emociones se vuelven como montañas rusas en minutos y segundos. Sabemos que todos estamos siendo afectados negativamente por esta pandemia, pero ciertamente los familiares de un paciente mental son los que más sufren en esta situación. Sin lugar a donde ir y sin poder coger un respiro, estás acuartelado con alguien que amas, pero que ya no reconoces. 

Ciertamente, todo este proceso es uno de muchos aprendizajes, pero no siempre se tiene la entereza, la paciencia y la tolerancia para lidiar con cada brote. Los episodios en el paciente mental se vuelven más frecuentes, más intensos y difíciles de controlar. A eso le sumas un mal manejo de medicamentos y pobre seguimiento médico. A veces uno se siente que va rumbo a un abismo. 

¿Por qué hablo de esto? Porque todos hablan de quedarse en casa, todos hablan del COVID-19, pero pocos hablan sobre las consecuencias de quedarse en casa. 

Para muchas personas esta cuarentena puede desencadenar la depresión, la ansiedad generalizada o situaciones más lamentables. 

Si tú que me lees estás pasando por una situación similar, te ánimo y te exhorto a atender tu cuidado espiritual y emocional. Busca ayuda. Es el único camino eficaz para fortalecer tu estado mental y enfrentar con valentía la situación que estas atravesando. A todos aquellos que han tenido que vivir una situación como esta y en estos momentos históricos que vivimos, te digo… ¡Te comprendo! No estás solo. Te abrazo a la distancia. 

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter